EQUIPOS

EQUIPOS

El funcionamiento pleno de la solución RFID incluye cuatro equipos. El primero es la antena, necesaria para la emisión de la señal de radio que activa la tag con el objetivo de realizar la lectura y escribir los datos. Después, aparece el lector responsable por la conversión de las ondas de radio reflejadas de las etiquetas inteligentes en datos, que serán enviados a los sistemas. Bastante importante, el colector tiene también la función de captar los datos de las tags, sin embargo, con ganancia en movilidad en la aplicación, pues tiene antena y lector integrado. Por último, se requiere una impresora para impresión en la etiqueta y codificación de dato en el chip.